Onion Studio | Agencia de marketing digital
15, diciembre 2020

¿Qué es EAT?

Un artículo de Alicia Rubio

En este artículo hablamos, entre otras cosas, de…, , , , ,

EAT: una guía para crear y evaluar resultados de calidad

EAT son las siglas de Expertise, Authoritativeness y Trustworthiness en inglés. Es decir, Pericia, Autoridad, Confiabilidad.

Son los tres parámetros que la Search Quality Evaluator Guidelines establece para que evaluadores voluntarios establezcan el nivel de calidad de los resultados de búsqueda.

La Search Quality Evaluator Guidelines es un documento de 170 páginas que explica a los voluntarios cómo evaluar la calidad de los resultados de búsqueda.

Dichas evaluaciones no afectan directamente al ranking de las páginas, ni tienen potestad para desindexar, eliminar ni alterar ningún resultado de búsqueda.

En realidad, el propósito de las evaluaciones es facilitar un análisis de cómo de bien o mal funcionan los algoritmos de búsqueda.

Si un resultado de búsqueda ofrece contenido de baja calidad, significa que los algoritmos de Google no están funcionando como deberían, ya que el propósito de estos es ofrecer los mejores resultados posibles.

Pero, ¿cómo sabe una evaluadora o un evaluador si lo que está viendo en sus resultados de búsqueda es contenido de calidad? Pues, entre otros factores, con las directrices EAT.

Un factor de evaluación convertido en factor de posicionamiento

Durante mucho tiempo, en el mundillo SEO se especuló acerca de la posibilidad de que los parámetros EAT no fuesen sólo una guía para evaluadores, sino un factor de posicionamiento de los algoritmos de Google.

Unos decían que sí, y otros que no. Sin embargo, el año pasado, Google admitió que EAT es, en verdad, un factor de posicionamiento, aunque con asterisco.

Los avances en lingüística computacional e Inteligencia Artificial han sido deslumbrantes en los últimos años. Es increíble que un algoritmo pueda «entender» qué ha escrito un humano con palabras.

El problema es que los algoritmos son un conjunto de instrucciones matemáticas, y no tienen, a día de hoy, forma de saber si lo que están «leyendo» es real o no. Un algoritmo puede interpretar dos oraciones seguidas:

América fue descubierta por Cristóbal Colón en 1492

América fue descubierta por Lin-Manuel Miranda en 2015

y no es capaz de detectar cuál de las dos es correcta, porque no tiene conocimiento del mundo.

Entonces, ¿cómo sabe Google qué contenido es preciso o correcto y cuál no? Ya lo explicó Danny Sullivan, uno de los portavoces de Google Search, en Twitter:Danny Sullivan explicó que EAT es, indeed, un factor de posicionamiento

El tweet dice:

¿Es EAT un factor de posicionamiento? No si a lo que te refieres a que hay algo técnico como la velocidad que podamos medir directamente. / Usamos una variedad de señales como proxy para saber si el contenido se adapta al EAT de la forma en un humano lo evaluaría. / En ese sentido, sí, es un factor de posicionamiento.

¿Cómo evalúa Google el EAT?

Para que algo sea estrictamente un factor de posicionamiento, tiene que tratarse de algún parámetro tangible que un ordenador pueda interpretar y evaluar.

El desafío que presenta EAT es que son parámetros humanos, y, por tanto subjetivos, fuera del rango de entendimiento de las máquinas. Así que Google busca parámetros que por aproximación que sugieran pericia, autoridad y confiabilidad.

Por ejemplo, si tu sitio es mencionado por otra página que ya disfrute de un estatus de autoridad positivo, Google entiende que un creador de contenido reputado te está dando su «aprobación», y eso es bueno.

Contar con creadores de contenido profesionales, autores renombrados o expertos en un área concreta son formas de demostrar Expertise (pericia), y mantener las noticias actualizadas o citar a fuentes fiables, de demostrar Trustworthiness (confiabilidad).

La pericia es uno de los parámetros que evalúa el sistema EAT

¿Se puede mejorar el EAT?

Se puede, y sobre todo, se debe. A fin de cuentas, tener una buena evaluación de parámetros EAT es lo mismo que tener una certificación de que nuestro sitio web ofrece recursos e información de calidad para los usuarios.

Pero, ¿cómo mejorar la evaluación EAT? Trabajando en las señales que Google asocia con estos parámetros subjetivos. A saber:

    • Añade más enlaces (y mejores): prioriza la mención de enlaces que lleven a sitios de alta calidad.
    • Mantén tu contenido al día: un contenido actualizado es fundamental, especialmente si este pretende ofrecer asesoramiento de algún tipo.
    • Verifica tus fuentes: la Guía para Evaluadores especifica claramente que el contenido de tipo periodístico ha de juzgarse con parámetros periodísticos, y que todo tipo de asesoramiento médico, legal o científico debe proceder estrictamente de fuentes capacitadas. En una palabra: sólo un médico puede dar consejo médico.

¿Conclusiones?

Todo el objetivo en la vida de Google Search es crear un universo de resultados relevantes y de la mayor calidad posible.

Por lo que, aunque hoy en día no exista una forma directa de evaluar la Pericia, Autoridad y Confiabilidad de un sitio, todas las actualizaciones van camino de intentarlo. Es, por tanto, lo más inteligente, estar preparados de antemano.

Y todo esto es si hablamos tan solo de posicionamiento SEO: si hablamos de experiencia de usuario, es obvio que cuanta más seguridad y autoridad demostremos en nuestra web, mayor serán las probabilidades de que los usuarios la encuentren interesante.

Todas las imágenes que ilustran este artículo han sido extraídas de twitter.com, pexels.com y unsplash.com

Artículos relacionados

Quizá te interese…