Onion Studio | Agencia de marketing digital
9, abril 2020

Stripe o Paypal: ¿qué pasarela elegir para tu ecommerce?

Post written by Juanje Izquierdo

Among other things, this article talks about… , , ,

Durante muchos años, si tenías la necesidad de implantar una solución de pago para ecommerce con cierta celeridad, no había duda: Paypal era la solución. Sin embargo, la irrupción de Stripe, así como de las pasarelas de pago de las grandes tecnológicas (Apple Pay, Amazon Pay, Google Pay, etc.) ha venido a agitar un avispero que parecía tranquilo entre TPVs bancarios y el gigante perteneciente a Ebay. Ahora que todo ha cambiado, ¿Stripe o Paypal?

Comisiones: notoriamente más baratas usando Stripe que Paypal

Empecemos por lo más importante para muchos, ¿sale más rentable una u otra? Como todo, dependerá de la dimensión y ubicación de su negocio y de los importes netos de las compras pero, en el global, el balance es notoriamente favorable a Stripe. Veámoslo en cifras.

En los casos generales, Paypal cobra un 3,4% sobre la venta más un fijo de 0,35 euros por transacción. Esto para importes menores de 2.500€. Si dispones de una cuenta Paypal, el variable desciende a un 2,9% con el fijo de 0,35 euros, previo pago de los 15€ de la cuota, claro está.

Por el contrario, Stripe tienes una comisión fija por transacción de un 1,4% y un fijo de 0,25€. Esto en el caso de tarjetas europeas, ascendiendo hasta el 2,9% en caso de tarjetas no europeas.

Por tanto, en el supuesto de tener 10 transacciones de 100€ (es decir, un ingreso neto de 1.000€), Stripe nos cobraría 16,5€, mientras que Paypal cargaría un bocado 37,5€. En el caso de una cuenta Paypal Pro, este coste bajaría hasta los 32,5€.

Integración: la API de Stripe que todo lo puede

Pasemos al segundo aspecto relevante para nuestro desarrollo web: la facilidad de integración de la programación, así como la disponibilidad y documentación de su API para el trabajo corriente de transacciones.

Como en el baremo anterior, el balance es claramente favorable a Stripe. Y es que la API que facilita la plataforma es sencillamente una maravilla. La arquitectura es excelente y la documentación un ejemplo de cómo legar un entorno para el uso y disfrute de los desarrolladores.

Si a esto le sumamos la mala fama acumulada por el Sandbox de Paypal en cuanto a la carencia de recursos e inconsistencias en la documentación, la decisión está clara: si necesitas una integración algo adaptada a tus necesidades, Stripe es la solución ideal.

En cuanto a WordPress, hace varias versiones que WooCommerce incluye de serie conectores con ambas plataformas a través de plugins propios y completamente gratuitos.

Sólo una diferencia que no es baladí: mientras que Paypal te traslada a su plataforma para realizar el pago, Stripe lo realiza todo subterráneamente, sin salirte de tu web en ningún momento del proceso.

Diseño: Stripe se hizo hueco a través de su acabado mientras que Paypal carece de él

Un sólo vistazo a sendas webs corporativas da una pista de dónde se ubican los puntos fuertes de uno y otro. Así es: Stripe ha adelantado a Paypal por la derecha en todos los sentidos.

Este cuidado por el diseño afecta tanto al usuario visitante que debe recibir cualquier tipo de comunicación por parte de la plataforma, como al administrador del comercio que debe manejarse a través de sus paneles de administración.

Desarrollo web con WooCommerce

Cualquier panel de la herramienta está mimado al detalle, con una usabilidad y unos gráficos excelsos. Y esta experiencia de usuario le aleja del panel de administración de Paypal, profundamente desfasado, en el que se mezclan áreas de gestión remodeladas muy recientemente con otras prácticamente abandonadas.

Balance: ¿en todo gana Stripe a Paypal? No, en todo no

Contrariamente a Stripe, Paypal es una herramienta veterana. Bien conocida por todos en el ecosistema digital y de profundo arraigo. También mantiene un gran prestigio relacionado con la seguridad y la resolución de disputas en la compraventa.

Por ello, muchos ecommerce encuentran la solución ideal en la integración de ambas plataformas en sus procesos de compra. Stripe aporta una mejor experiencia de usuario, indudablemente superior a la de Paypal, y además más económica. Pero Paypal aporta al usuario menos experto ese plus de garantía que podría decantar una compra en el momento clave del proceso.

Ofrecer las dos opciones cubre sendas circunstancias sin excesivos costes añadidos, ya que se pueden vincular a la misma cuenta bancaria, salvo la molestia, claro está, de gestionar más de un panel de administración.

La decisión es vuestra. A nosotros, debemos admitirlo, nos encanta Stripe.

Foto de cabecera de Blake Wisz en Unsplash

Fuentes

Related posts

Quizá te interese…